El nuevo Marrakech (extramuros)

Más allá del esplendor de la medina, la plaza, la madraza y sus palacios, Marrakech se extiende extramuros por lo que se conoce como la Ville Nouvelle, el ensanche planeado por los franceses en la época colonial. Grandes avenidas, carreteras, orden, boulevares, comercios modernos, cadenas de restaurantes… todo lo que esperarías encontrar en una ciudad europea pero en Marruecos; eso es la Ville Nouvelle. Nosotros reservamos el cuarto día de estancia en Marrakech para visitar esta zona de la ciudad, que si bien, a priori, parece que no tiene mucho que ofrecer, hay ciertos sitios que yo considero de visita casi obligada.

 

LOS JARDINES DE LA MENARA

 

Este complejo de jardines a las afueras de Marrakech y muy cerca del aeropuerto, está especialmente concurrido los fines de semana (entre semana muy poquita gente se acerca hasta aquí). Es muy fácil llegar desde la medina, ya que tan sólo hay que seguir una calle en línea recta durante unos 3 kilómetros, por lo que nosotros decidimos hacérnoslo andando.

jardines de la menara

BRICONSEJO: se puede ir andando perfectamente hasta la Menara, pero desaconsejo hacerlo en días de mucho calor (no hay sombra donde resguardarse) y a la gente que no le guste caminar; de hecho en esa carretera no hay absolutamente nada de interés (quizás lo único la entrada del Gran Hotel Savoy).

 

La Menara fue construido en el s.XII y es un estanque enorme, rodeado de un campo completamente plagado de olivos al que los lugareños acuden a ver pasar las horas o a citarse con sus parejas entre los árboles. Con el Atlas como escenario de fondo, también dispone de un pequeño pabellón que se puede visitar y subir a su balcón para apreciar las vistas.

jardines de la menara

BRICONSEJO: si vas justito de tiempo en Marrakech, esta podría ser una visita totalmente prescindible y recomiendo no anteponerla a la del Jardín Majorelle, muchísimo más vistoso y agradable (también más turístico).

 

PLAZA 16 DE NOVIEMBRE

 

De la Menara nos dirigimos a la plaza 16 de noviembre, el auténtico centro de la Ville Nouvelle. Aunque también fuimos andando, desaconsejo por completo hacer esta distancia a pie (sólo reservado para auténticos locos de la caminata como yo). Si os decidís por hacerlo andando, en el camino desde laMenara podréis disfrutar de algún fabuloso centro comercial, del Palacio de Congresos  y de las vistas del famoso y todavía inacabado Teatro Real de Marrakech, que se encuentra haciendo esquina entre las avenidas Hassan II y Mohammed VI.

teatro real marrakech

BRICONSEJO: moverse a pie por las calles de la Ville Nouvelle es tremendamente fácil, ya que todas son grandes calles o avenidas perfectamente rectilíneas; lo único tened en cuenta las distancias, que a veces son considerables.

 

La Plaza 16 de noviembre es un espacio abierto, circular y semipeatonal donde se ubican los edificios y los comercios más modernos de Marrakech, así como los restaurantes más occidentales y de comida rápida. Si damos una vuelta por sus calles, encontraremos muchas tiendas y lugares que nos resultarán muy familiares a los occidentales. La vida aquí, no tiene nada que ver con la vida en la medina; todo va a otra velocidad, a otro ritmo.

plaza 16 de noviembre

 

JARDÍN MAJORELLE

 

Al acabar de comer, pusimos rumbo al conocidísimo Jardín Majorelle, otra vez andando (no está muy lejos de la plaza 16 de noviembre y es fácil llegar). Este no es un jardín árabe tradicional; es un jardín moderno, diseñado por el pintor Jacques Majorelle a partir de plantas exóticas y donde construyó su colorida vivienda estilo Art Decó. El tono azul de la vivienda principal, mezclado con los cactus, los nenúfares, los puentes, las yuccas, los bambúes, y el resto de vegetación y fauna (sobre todo pájaros), hacen de este espacio algo tremendamente espiritual y bello. En el año 1980 y con la zona completamente abandonada y a punto de ser convertida en un hotel, Yves Saint Laurent adquirió la propiedad de este precioso jardín y su vivienda principal, y lo hizo renacer de sus cenizas.

jardin majorelle

BRICONSEJO: al ser uno de los lugares más visitados de Marrakech suele haber un poco de cola, las tiendas de alrededor suelen tener precios muy elevados, y negociar un buen precio con la cantidad de taxistas que esperan fuera puede ser harto complicado (mejor caminar un rato para alejarse y coger taxi más adelante). Aparte de visitar sus exposiciones y recorrer con calma el jardín, recomiendo a todo el que vaya sentarse un buen rato en alguno de sus bancos y simplemente, observar y escuchar.

 

CYBER PARK

 

Aunque el Cyber Park se encuentra dentro de las murallas, está justo en el límite y bastante alejado de la medina, por eso lo incluyo en esta parte de la ciudad. Sin tener mucho de interés, es un buen espacio para observar de cerca las antiguas murallas de la medina: 20 kilómetros de largo y 5 metros de alto, construidas en adobe y cuya vista, con las palmeras  y la vegetación envolviéndolas, es bastante bonita. Por otra parte, otra cosa curiosidad de este lugar es que en las calles del Cyber Park, encontraréis terminales enormes donde la gente puede conectarse a internet y una conexión wifi gratuita en todo el área verde.

cyber park

BRICONSEJO: igual que la Menara, el Cyber Park sólo compensa visitarlo si vas sobrado de tiempo, sino es algo de lo que se puede prescindir.

 

ENSEMBLE ARTESANAL

 

Frente a la entrada del Cyber Park, nos encontramos este reciento cerrado (con gran patio abierto interior) que desde fuera no llama mucho la atención y que es una especie de centro comercial con pequeños comercios de artesanos. Todo lo que hay en los zocos, se puede encontrar aquí, con la diferencia de que en estas tiendas los precios están fijados en las etiquetas. Aquí nadie va a buscar al cliente ni intentan liarlo, cada cual está trabajando en su tienda y eres tú el que se interesa por los productos o por el trabajo que se realiza.

 

BRICONSEJO: si no te gustan las aglomeraciones y el bullicio de los zocos, o no te gusta el tema del regateo, este es tu lugar para hacer compras en Marrakech. Que los precios estén fijados no quiere decir que algún comerciante no esté dispuesto a regatearlos un poco.

ensemble artesanal

Recomiendo a todo el que venga a Marrakech darse una vuelta por el ensemble y admirar el duro trabajo de los artesanos, así como la cantidad y calidad de productos que fabrican. Es verdaderamente una buena y didáctica visita (y si te gusta comprar ya ni te cuento).

 

 

Continúa en: “excursiones desde Marrakech”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: Javier Rodrigues Cousillas
Finalidad: publicar tu comentario en esta entrada de manera que sea visible a todos los lectores.
Legitimación: consentimiento del interesado.
Destinatarios: tus datos pueden quedar almacenados en Automattic Inc., encargado del desarrollo CMS Wordpress, usado para el diseño y desarrollo de esta web y que cumple con el acuerdo de protección de datos EU-US Privacy Shield.
Derechos: tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, tal y como se explica en la Política de Privacidad.