El metro de Moscú

Día 12 de junio, día de la fiesta nacional. Multitud de gente en las calles, el ejército y la policía ocupando todo el centro de la ciudad, uno de los mayores despliegues policiales que yo haya visto en mi vida en directo. Qué seguridad, tráfico cortado, detectores de metales en la entrada de cada calle, helicópteros sobrevolando la zona, cordones humanos controlando accesos al metro y a las plazas…nunca en mi vida había tenido semejante sensación de seguridad. Pero como el centro estaba totalmente colapsado y llenísimo de gente, decidí dejar la fiesta para el final del día y aprovechar para recorrer el metro de Moscú y alejarme un poco intentando volver a Sparrow Hills.

el metro de moscú

EL METRO DE MOSCÚ Y LAS MEJORES ESTACIONES

El metro de Moscú es sin duda, la mejor forma de moverse por la ciudad, pero no sólo eso, además es una visita espectacular que no deja indiferente a nadie. Tiene 13 líneas, 200 estaciones, un tráfico que mueve a 7 millones de pasajeros diarios y una frecuencia entre trenes que no había visto nunca: aproximadamente cada 40-60 segundos pasa un tren (nadie corre en el metro de Moscú, porque si pierdes tu tren, enseguida pasa otro). Es considerado el metro más bello del mundo y puedo atestiguar que así es. El llamado “Palacio del Pueblo” o “Palacio Subterráneo” fue construido a mucha profundidad (la bajada a algunas estaciones puede llevar más de 2 o 3 minutos en escaleras mecánicas interminables), pues se construyó pensado para usar como refugio en caso de guerra nuclear. Se cuenta que cuando los ingenieros estaban trazando la línea circular y tenían dudas sobre su recorrido, Stalin posó sobre el plano una taza de café y el cerco que dejó esa taza acabó correspondiendo al recorrido exacto de la línea; por eso la línea circular en Moscú, tiene el color marrón.

 

Sin embargo, no querían el típico refugio lúgubre y triste; se encargó trabajar en su construcción a los mejores artistas de la época, que adornaron cada estación con vidrieras, mosaicos, mármol, esculturas, lámparas de araña… Las estaciones más modernas no tienen tanta fastuosidad, así que las mejores las encontraréis en las líneas más antiguas (sobre todo la línea circular); os dejo una lista de las que fueron mis favoritas y son de visita obligada, cada una dedicada a un motivo diferente:

  • Mayakovskaya: estilo art decó futurista, con lámparas incrustadas en el techo, una estación moderna y premiada con varios galardones de arquitectura.

el metro de moscú

  • Arbatskaya: más sencilla en su decoración, llama mucho la atención sin embargo por su marcado estilo abovedado y la finura en sus formas.

el metro de moscú

  • Prospekt Mira: aquí tenemos como protagonista la luz, de unas lámparas de vela impresionantes que cuelgan del techo, ornamentado con formas geométricas.

el metro de moscú

  • Ploshad Revolutsii: con sus 76 esculturas de bronce que representan al pueblo de Rusia. Tremendamente famosa es la escultura del soldado con su perro (dicen que tocarle la nariz al perro da mucha suerte); tan famosa es la leyenda que a veces, sobre todo cuando para un tren y se baja mucha gente, se forman colas para frotarle la nariz.

el metro de moscú

el metro de moscú

  • Elektrozavodskaya: otra estación con la luz como protagonista, sin embargo, al contrario que Prospekt Mira, en esta se proyecta a través de celosías en el techo, confiriendo un estilo mucho más futurista y moderno.

el metro de moscú

  • Komsomolskaya: la primera estación que vi en Moscú y mi favorita. Destaca por su color amarillo y la enorme cantidad de mosaicos que reflejan la historia del país.

el metro de moscú

  • Novosloboskaya: con sus impresionantes vidrieras de colores, más propias de una iglesia y el mosaico en una de sus paredes que reza “paz para el mundo”.

el metro de moscú

  • Belorusskaya: dedicada a la historia de Bielorrusia, con un techo blanco radiante, decorado con figuras geométricas, algún que otro fresco y farolas en los pilares.

el metro de moscú

  • Kievskaya: dedicada a la historia del pueblo ucraniano, contada en muchísimos mosaicos por sus paredes.

el metro de moscú

  • Vorobyery Gory: sin ser nada del otro mundo, esta estación llama muchísimo la atención por estar construida sobre el río Moscova y ser totalmente acristalada.

el metro de moscú

 

BRICONSEJO: en el metro, los nombres de las estaciones están en cirílico, así que investiga un poco este alfabeto antes de usarlo, y llévate siempre un mapa del metro contigo.

 

LA COLINA DE LOS GORRIONES (SPARROW HILLS) Y LA UNIVERSIDAD

Una vez me recorrí todas las estaciones que quería (algunas ya las había visto varias veces antes), por fin pude llegar a Sparrow Hills, esta vez sin perderme, y disfrutar de las impresionantes vistas de Moscú que se tienen desde allí, con el estadio olímpico en primer término y de fondo el skyline de Moscú. Es un buen lugar de esparcimiento, ya que aquí puedes escapar un poco del centro de la ciudad y dar un agradable paseo por el campo (campo donde me perdí la primera vez que vine aquí).

sparrow hills

En la cima de la colina tenemos la Universidad de Moscú, otra de las Siete Hermanas de las que os hablaba en otra entrada y es, verdaderamente impresionante. Alberga 15 facultades y también sirve de vivienda a algunos profesores.

universidad moscú

universidad moscú

BRICONSEJO: aunque muchas guías aconsejan bajarse en el metro de Universitet para ir a Sparrow Hills, para no perderos os aconsejo bajaros en Vorobyery Gory, pues está mejor señalizado, lo único que hay que hacer es seguir el sendero de subida.

 

EL DÍA DE RUSIA Y EL FIN DEL VIAJE

Ya por la tarde, al volver a mi hotel, el centro estaba más colapsado de gente que antes y cuando quise entrar al callejón donde me alojaba, un cordón policial me lo impidió. Pero a estas alturas mis capacidades de negociación en Rusia ya estaban plenamente desarrolladas y no tardé en convencerles para que me dejasen pasar. Un poco más tarde y después de descansar mis maltrechos pies, volví a bajar a la calle para disfrutar de la fiesta, una especie de feria ambientada en varias épocas, donde se mostraba la historia del pueblo ruso, amenizada con bebida, comida, atracciones y actuaciones. Me quedé disfrutando de los espectáculos hasta entrada la noche, pero como al día siguiente me levantaba a las 5 de la madrugada, decidí no quedarme a ver los fuegos artificiales. Mi viaje por las dos grandes ciudades de Rusia tocaba a su fin, y abandonaba este país con la sensación de que lo echaría mucho de menos; tocaba poner rumbo a casa.

BRICONSEJO: Moscú tiene tres aeropuertos (Sheremetievo, Domodedovo y Vnukovo) para ir a cualquiera de estos aeropuertos (o de ellos a Moscú), puedes coger un tren directo que se llama aeroexpress (tarda entre 30 y 40 minutos). Todos cuestan lo mismo y los tickets se pueden reserva online (aquí) o en las máquinas expendedoras, pero depende a cuál vayas hay que coger el tren en una estación diferente:

  • Shemeretievo: estación de Belorusskaya
  • Domodedovo: estación de Paveletskaya
  • Vnukovo: estación de Kievskaya

Importante: conserva el billete hasta el final del trayecto porque lo necesitarás para entrar en el aeropuerto.

 

FIN

    2 Responses

  1. Eres un comentarista excepcional!!!! No se te escapa ningún detalle y muchas cosas son muy útiles para futuros viajeros a Rusia. Menos mal que ya te curaron los pies…jajajajajaja. Muak

    1. Muchas gracias, jajajajajajajaja, intento contarlo tal cual me pasó. Lo importante es que disfrutéis leyéndolo y os sea útil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *